Arrestan a familia por red de tráfico sexual: obligaban a meseras a venderse

Familia de Texas es arrestada por red de tráfico sexual

Houston Police Department Cuatro miembros de una familia hispana en Texas enfrentan cargos por presuntamente operar una red de tráfico sexual.

Cuatro miembros de una familia hispana en Texas fueron arrestados después de ser acusados de operar una red de tráfico sexual por más de una década, en un bar de Houston.

La Oficina del Fiscal Federal de Houston identificó a los sospechosos como María Botello, Édgar Botello, Yudy Lucatero y Arian Botello.

The New York Post reveló que los cuatro hispanos obligaban a las meseras de un bar a tener sexo con clientes en un establecimiento llamado Puerto Alegre, al este de Houston.

El medio de comunicación agregó que la red de tráfico sexual operó desde el año 2007 al 2020, período de tiempo en el que María Botello supuestamente organizaba los encuentros, en donde los clientes debían pagar 70 dólares por 15 minutos de sexo con las trabajadoras del bar.

Houston Police DepartmentMaría Botello y Arian Botello.

ABC Houston detalló que el hijo y el sobrino de Botello eran “los ejecutores” que utilizaban armas de fuego y amenazas para que las meseras del bar accedieran a tener sexo con sus clientes potenciales.

Una investigación por parte de la Oficina del Fiscal Federal de Houston precisó que las víctimas incluían a varias mujeres mayores de edad y al menos a una menor.

“La investigación reveló que Lucatero y María Botello discutieron las reglas y procedimientos en relación con el tráfico sexual”, puntualizó un comunicado de prensa que fue emitido por la Oficina del Fiscal Federal de Houston en horas de la tarde del jueves, 1 de abril.

En entrevista con Univision 45, una de las trabajadores del bar aseguró que sus agresores la intimidaban con ser arrestada por agentes del Servicio de Inmigración y Aduanas: “Cuando te tienen ahí, te meten en la cabeza que no puedes salir porque inmigración te va a agarrar”.

Telemundo Houston reportó que los cuatro acusados fueron arrestados por cargos de tráfico sexual y conspiración. En caso de ser declarados culpables, podrían enfrentar una pena mínima de 10 años y una máxima de cadena perpetua.

El citado medio de comunicación mencionó que el bar Puerto Alegre cerró sus puertas de manera definitiva. En su lugar, actualmente funciona un establecimiento de comida y bebidas llamado Fridas Sports Bar.

Toda persona con información de interés sobre el caso o posibles víctimas, pueden comunicarse de manera directa con la Oficina del Servicio de Víctimas de la Comisión de Bebidas Alcohólicas de Texas al número telefónico 713-494-5869 para presentar una denuncia formal.

Las personas hispanohablantes con información sobre el caso se pueden comunicar de manera directa con el Departamento de Investigaciones de Seguridad Nacional a través del número telefónico 1-866-347-2423.

En menos de una semana se han reportado varios arrestos en Texas en relación a casos de índole sexual. Según Univision, al menos once hombre fueron puestos tras las rejas durante el pasado 31 de marzo en el área de Houston por presuntamente “solicitar sexo o actos sexuales”.

Sigue a AhoraMismo en Instagram

Comment Here
Subscribe
Notify of
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
0
Me encantaría conocer su opinión, comentax
()
x