Vanessa Guillén y Aaron Robinson: 5 datos importantes que tienes que saber

US Army

Aaron Robinson era sospechoso de la desaparición y asesinato de Vanessa Guillén en Fort Hood, Texas, el 22 de abril de 2020. Robinson se suicidó antes de su arresto, y los investigadores todavía están tratando de aclarar qué llevó al asesino de la especialista del Ejército de los Estados Unidos a matarla.

Robinson era un soldado de 20 años de Calumet City, Illinois, según ABC News. Antes de unirse al ejército, jugó a fútbol en Thornton Fractional North High School. Fue enviado a Irak durante unos siete meses en 2018.

Esto es lo que necesitas saber:

1. Vanessa Guillén y Aaron Robinson trabajaban en un edificio contiguo; Él fue la última persona a la que envió un mensaje de texto

La soldado Vanessa Guillén trabajaba en un edificio en Fort Hood que estaba adyacente al área de trabajo de Aaron Robinson. Según The New York Times, los investigadores descubrieron que Robinson fue la última persona a la que Guillén envió un mensaje.

“Los supervisores la llamaron la noche anterior y le dijeron que la necesitaban para completar el inventario de la sala de armas porque era una especialidad profesional militar esencial”, dijo el Ejército en un comunicado. “Por eso estaba vestida con ropa deportiva, se suponía que sería un día rápido para realizar el inventario”.

Ese mediodía Guillén salió de la sala de armas donde estaba realizando el inventario y fue a ver a Robinson para confirmar los números de serie de las armas y del equipo, informó The New York Times, haciendo referencia a la denuncia penal. Robinson dijo a los investigadores que le leyó los números de serie y le dio trabajo administrativo, y explicó que creía que ella había ido al parque automotor, donde se guardan los vehículos.

2. Unos testigos dijeron a los investigadores que vieron a Robinson moviendo una caja pesada después de su desaparición y sus pertenencias fueron encontradas en la sala de la armería

Guillén fue vista por última vez alrededor del mediodía del 22 de abril de 2020. Fue declarada como desaparecida al día siguiente, y la División de Investigación Criminal del Ejército inició una búsqueda. Las llaves de su coche, la llave de su habitación, el carnet de identidad y su cartera se encontraron en la sala de la armería donde había estado trabajando el día anterior. Su especialidad era la 91F, la reparación de armas pequeñas y artillería, según el Ejército de Estados Unidos.

Dos testigos dijeron a los investigadores que el día que Guillén desapareció, vieron a Robinson sacando de la sala de armas una gran “caja fuerte” con ruedas “que parecía muy pesada”, informó The New York Times. Cecily Aguilar, la novia de Robinson, fue arrestada como presunta cómplice de Robinson. Ella dijo a las autoridades que su novio golpeó a Guillén en la cabeza repetidamente con un martillo, matándola. Él le dijo que había escondido el cuerpo de Guillén en una caja grande, según indicaron los documentos judiciales presentados en el caso.

Aguilar está acusada de conspiración por alterar pruebas y de ayudar a Robinson a desmembrar el cuerpo y quemar los restos de Guillén. Podría enfrentar hasta 20 años de prisión si la declaran culpable, informó The Times.

3. Guillén descubrió supuestamente un romance entre Robinson y la ex esposa de un antiguo soldado, según el abogado de su familia

La abogada de la familia de Guillén, Natalie Khawam, dijo a ABC News que Guillén había descubierto que Robinson tenía un romance con la ex-esposa de un soldado. La esposa es Cecily Aguilar, quien luego fue acusada en relación a la desaparición de Guillén.

Aguilar y Robinson habían vivido juntos durante algún tiempo en el momento del asesinato de Guillén. La llamó para confesar que mató a Guillén con un martillo, según USA Today. Los investigadores descubrieron múltiples llamadas telefónicas entre Robinson y Aguilar alrededor del momento de la desaparición de Guillén, lo que desacreditó la coartada de Robinson de que estaba con Aguilar en ese momento, informó ABC News. Aguilar luego les dijo a los investigadores que ella y Robinson fueron a dar una vuelta para mirar las estrellas esa noche.

Natalie Khawam, abogada de la familia de Guillén, dijo al Army Times que Robinson contactó con Aguilar “para ayudarlo a enterrar su cuerpo ensangrentado”. Ella agregó: “Al principio intentaron prenderle fuego, pero no se quemó. Luego desmembraron el cuerpo de esta soldado estadounidense con un machete”.

4. Robinson se disparó a sí mismo con una pistola y murió cuando la policía se le acercó

Robinson, un soldado alistado de 20 años de Calumet City, Illinois, fue puesto bajo la vigilancia de una escolta desarmada antes de su arresto, según 20/20. En ese momento no estaba detenido ni bajo custodia policial. Había sido identificado como sospechoso porque la ubicación de su teléfono celular mostraba que estaba en el área donde se encontraron los restos de Guillén después de su desaparición, dijeron las autoridades en el programa.

Cuando surgió la información de que se encontraron restos cerca del río Leon, Robinson abandonó su puesto, según explicaron las autoridades durante una conferencia de prensa el 2 de julio de 2020. La policía de Killeen se estaba acercando a Robinson cuando se disparó. Los oficiales del ejército no dijeron cómo obtuvo el arma.

La Teniente General Donna Martin, la comisaria rectora del Ejército que dirige el Comando de Investigación Criminal del Ejército, le dijo a 20/20 que el arma “no era un arma del gobierno. Así que no lo sacó de su sala de armas”.

Donna Martin culpó a los medios de comunicación por “avisar” a Robinson, lo que lo llevó a darse cuenta de que los investigadores podían tener pruebas sólidas contra él.

“Todo esto tuvo lugar al mismo tiempo exacto… Lo que quizás no esperábamos era la retransmisión de los medios”, dijo. “La difusión del caso en los medios fue realmente lo que creemos que fue el punto de inflexión para que Robinson huyera”.

5. Funcionarios del ejército dijeron que su investigación descartó que Robinson acosara sexualmente a Guillén

Guillén dijo a sus dos hermanas, Lupe y Mayra, y a su madre, Gloria, que tenía problemas en Fort Hood. Dijo que uno de sus superiores la estaba acosando sexualmente y dijo lo mismo sobre algunos de sus compañeros soldados. Guillén había dicho que el superior la había mirado ducharse.

Robinson, quien fue identificado como sospechoso de su asesinato y se suicidó antes de su arresto, no era su superior y no estaba en su cadena de mando, dijo el agente especial Damon Phelps del Comando de Investigación Criminal durante una conferencia de prensa el 2 de julio de 2020.

El Ejército de Estados Unidos dijo el 6 de julio de 2020 que estaba investigando las acusaciones de acoso sexual.

Martin le dijo a 20/20 que descartaron “muy temprano” en su investigación que Robinson acosara a Guillén.

LEE LA NOTICIA ORIGINAL EN HEAVY.COM

Comenta Aquí
Suscribir
Notificar de
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
0
Me encantaría conocer su opinión, comentax
()
x