Partido socialista arrasa las elecciones en Bolivia

Getty Luis Arce y David Choquehuanca ganan elección presidencial

En la madrugada del lunes la presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez concedió y de manera oficial el candidato del partido Movimiento al Socialismo (MAS), Luis Arce, se convirtió en presidente electo del país.

De acuerdo a la cadena de televisión nacional, Unitel, el candidato de izquierda ganó la elección con el 52.4 por ciento del voto. Con esta cifra, el esto evita una segunda ronda contra el expresidente Carlos Mesa, quien terminó con el 31.5 por ciento.

El candidato de MAS tuvo un éxito rotundo en La Paz y Cochabamba al registrar un 65.3 y 63.1 por ciento respectivamente en las dos área con más población en el país.

“Todos los bolivianos hemos dado un paso importante: hemos recuperado la democracia, hemos, sobre todo, recuperado la esperanza,”dijo Arce después de que la empresa Ciesmori anunciara su triunfo.  Ellos también mencionan que en base a los número que han calculado en boca de urna, e indican que el margen de error en estas encuestas ha sido del un uno por ciento.


No habrá segunda vuelta

La esperanza de Mesa era que Arce no llegara a superar el 40 por ciento o tener una ventaja que superara los diez puntos. Esa situación era la que se esperaba ya que le hubiese ayudado a los partidos de derecha unirse y eventualmente evitar el regreso al poder de MAS.


Estos números tienen que ser confirmados por las oficiales que se darán y oficializarán la victoria del economista de 57 años de edad que fue el Ministro de Hacienda para el gobierno de Evo Morales. Arce fue uno de los artífices del éxito que tuvo el gobierno de ese país en ese momento por el gobierno de MAS. Fueron sus reformas las que ayudaron a que la economía despegara.


“Vamos a gobernar para todos los bolivianos, vamos a construir un gobierno de unidad nacional,” dijo Arce cuando dio su discurso de victoria que no sonaba como el tono confortativo y has bélico que solía usar Morales. También habló de comenzar “el proceso de cambio y superación de errores” y que Bolivia ha “recuperado la democracia y la esperanza” después del golpe de estadoa fines del año pasado.

El expresidente de Bolivia, Evo Morales, dejó saber sus sentimientos al respecto a través de redes sociales.


Arce lideraba las encuestas y habían muchas dudas sobre la legitimidad de las elecciones ya que se sospechaba un posible fraude. Pero al final de cuentas, su victoria fue una de las más abultadas de los últimos años.

El regreso de MAS y el futuro

Esta elección tiene varios contextos que se verán en los futuro muy cercano.  El primero es que le vuelta al poder de MAS, significa que Morales también regresará al país.  El expresidente se escapó del país después de haber sido removido el año pasado y la llegada al poder de Áñez de manera interina.

Arce llega a una situación económica crítica en el que el país ha sido apabullado pode causa del coronavirus y la falta de disposición a diversificar las entradas de ingresos. Esto mantiene a Bolivia en una situación en la que el país sigue dependiendo de industrias como las de los hidrocarburos y la venta del litio al exterior.

Depende cómo se posiciona Arce, esto puede generar algún tipo de fricción con Estados Unidos. Esto sin importar quién gane las elecciones en ese país el mes de noviembre ya ambos candidatos no han sido aliados de Evo Morales en el pasado.

El segundo es que en el último año, dos gobiernos de izquierda regresan al poder con individuos similares. En el 2019, Alberto Fernández llegó al poder al lado de la expresidente Cristina Fernández, derrotando de manera contundente al partido de derecha liderado por Mauricio Macri, que ahora trabaja para la FIFA.

Sigue a AhoraMismo en Instagram