Cheque de Estímulo: Senadores Republicanos piden reunirse con Biden

El presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, camina hacia Marine One en el jardín sur de la Casa Blanca el 29 de enero de 2021 en Washington, D.C.

Getty Images El presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, camina hacia Marine One en el jardín sur de la Casa Blanca el 29 de enero de 2021 en Washington, D.C.

Un grupo de 10 senadores republicanos planea proponer un acuerdo de compromiso con el presidente Joe Biden en la próxima ronda de cheques alivio contra el coronavirus, incluida un tercer cheque de estímulos, que ofrezca un paquete de COVID-19 de $600 mil millones en lugar del plan de Biden de $1,9 billones. El grupo de senadores republicanos, encabezado por la senadora de Maine, Susan Collins, dijo en una carta enviada el 31 de enero de 2021 que pondrían sobre la mesa su propuesta el lunes 1 de febrero. Collins y los demás planean apelar a la promesa de campaña de Joe Biden, sobre la realización de acuerdos bipartidistas.

La carta de los senadores decía: “Como proclamó en su discurso inaugural, la superación de los desafíos que enfrenta nuestra nación ‘requiere de las cosas más esquivas en una democracia: la unidad’. Atendiendo a ese importante llamado, damos la bienvenida a la oportunidad de trabajar con ustedes de manera bipartidista para combatir el virus COVID-19 y brindar apoyo continuo a las familias que luchan durante la pandemia”.

La carta está firmada por Collins, la senadora de Alaska Lisa Murkowski, el senador de Luisiana Bill Cassidy, el senador de Utah Mitt Romney, el senador de Ohio Rob Portman, la senadora de Virginia Occidental Shelley Moore Capito, el senador de Indiana Todd Young, el senador de Kansas Jerry Moran, el senador de Dakota del Sur Mike Rounds y El senador Thom Tillis de Carolina del Norte.

El presidente Biden respondió a la carta el domingo por la noche, diciendo en un comunicado de la secretaria de prensa Jen Psaki que habló con el líder de la mayoría del Senado, Chuck Schumer, y la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y está “agradecido” por los planes del Congreso de tomar medidas sobre su plan. Psaki dijo que Biden ha invitado a Collins y los otros nueve senadores republicanos a la Casa Blanca “para mirar los diferentes de puntos de vista”.

Psaki dijo: “Con el virus que representa una grave amenaza para el país y las condiciones económicas desalentadoras para muchos, la necesidad de actuar es urgente y la escala de lo que se debe hacer es grande. El Plan de Rescate Estadounidense, que incluye cheques de auxilio por $1,400, una inversión sustancial en la lucha contra el COVID y la reapertura de escuelas, ayuda a las pequeñas empresas y a las familias afectadas, y fondos para mantener a los socorristas en el trabajo (y más), es muy necesario. Como han dicho los principales economistas, el peligro ahora no está en hacer demasiado: está en hacer muy poco. Los estadounidenses de ambos partidos esperan que sus líderes afronten el momento”.

Schumer dijo en un discurso del 28 de enero que los demócratas seguirían adelante con su impulso para aprobar otro paquete de estímulo de ayuda para el COVID-19 y dijo que los demócratas del Congreso no tenían interés en aprobar una propuesta más pequeña.

“Nuestra preferencia es hacer que este importante trabajo sea bipartidista, para incluir aportes, ideas y revisiones de nuestros colegas republicanos o esfuerzos bipartidistas para hacer lo mismo”, dijo Schumer durante su discurso. “Pero si nuestros colegas republicanos deciden oponerse a esta legislación tan urgente y necesaria, tendremos que seguir adelante sin ellos”. Schumer agregó que los demócratas quieren un proyecto de ley “grande”, “audaz” y “sólido” y dijo que han aprendido las lecciones de la crisis financiera de 2009, cuando Schumer dijo que el Congreso era “demasiado tímido” para aprobar lo que se necesitaba. Dijo que los demócratas no quieren “repetir esos errores”.

La administración de Joe Biden espera obtener rápidamente $1,400 en pagos directos. Esa cantidad se combinaría con los cheques de estímulo de $600 que vinieron como parte de un proyecto de ley de alivio de COVID-19 de $900 mil millones firmado por el ex presidente Donald Trump a fines de diciembre de 2020. El viernes 30 de enero, Joe Biden dijo durante un discurso: “Hemos aprendido de crisis pasadas que el riesgo no está haciendo demasiado. El riesgo es no hacer lo suficiente”. Cuando Biden anunció su “Plan de Rescate Estadounidense” de $1,9 billones el 14 de enero, dijo: “Terminaremos el trabajo de conseguir un total de $2,000 en ayudas para las personas que más lo necesitan. Los $600 ya asignados simplemente no es suficiente”.

Los diez senadores republicanos piden una “ayuda más específica” mediante pagos de $1,000

La senadora republicana Susan Collins, de Maine, en enero de 2021.

Getty ImagesLa senadora republicana Susan Collins, de Maine, en enero de 2021.

Los 10 senadores republicanos escribieron en la carta a Joe Biden: “En el espíritu del bipartidismo y la unidad, hemos desarrollado un marco de ayuda COVID-19 que se basa en leyes de asistencia COVID anteriores, todas las cuales fueron aprobadas con apoyo bipartidista. Nuestra propuesta refleja muchas de sus prioridades declaradas y creemos que este plan podría ser aprobado rápidamente por el Congreso con el apoyo de ambos partidos. Solicitamos la oportunidad de reunirnos con usted para discutir nuestra propuesta en mayor detalle y cómo podemos trabajar juntos para satisfacer las necesidades del pueblo estadounidense durante esta pandemia persistente”.

La carta aborda los cheques de estímulo diciendo: “Nuestra propuesta también incluye un alivio económico para aquellos estadounidenses con mayor necesidad, proporcionando una asistencia más específica que en el plan de la Administración anterior. Proponemos una ronda adicional de pagos de impacto económico para aquellas familias que más necesitan asistencia, incluidos sus hijos y adultos dependientes”.

Los senadores republicanos no brindaron detalles de lo que su plan requeriría en términos de cheques de estímulo. La propuesta de Joe Biden exige pagos directos de $1,400. Pero en una entrevista en Fox News Sunday, el senador Bill Cassidy dijo que el plan incluiría pagos directos de $1,000. La cantidad variaría según los ingresos. Cassidy no especificó cuáles serían los niveles de ingresos. Los cheques de estímulo de $600 se enviaron a quienes ganaron $75,000 o menos en 2019 individualmente o $150,000 o menos como pareja, y se enviaron $600 adicionales por cada hijo de una familia. También se enviaron cheques reducidos a quienes ganaron entre $75,001 y $87,000 en el año 2019.

“Estamos muy enfocados en las necesidades del pueblo estadounidense”, dijo Cassidy en Fox News Sunday. “Tratar nuestros dólares de impuestos como si fueran nuestros dólares de impuestos y no solo dinero para gastar y usarlo ese dinero para salir de la pandemia”. Sobre los pagos directos, Cassidy dijo: “El nuestro está dirigido, tenemos $1,000. Si se da cuenta, ha habido un muy buen análisis de que por encima de cierto nivel de ingresos no se gasta el dinero. Ahora puede pagar deudas, y hemos visto bajar la morosidad de las tarjetas de crédito, bajar la morosidad hipotecaria, subir las tasas de ahorro. Pero eso no estimula la economía. Es bueno, pero no estimula la economía. Nuestro dinero va a ese nivel de ingresos donde sabemos que estimulará la economía y, en teoría, eso es lo que realmente queremos”.

GOP senators propose $600 billion coronavirus relief compromise planSen. Bill Cassidy, R-La., tells ‘Fox News Sunday’ the proposed measure is ‘targeted to the needs of the American people.’ Subscribe to Fox News! bit.ly/2vBUvAS Watch more Fox News Video: video.foxnews.com Watch Fox News Channel Live: foxnewsgo.com/ FOX News Channel (FNC) is a 24-hour all-encompassing news service delivering breaking news as well as political and…2021-01-31T20:54:37Z

Según Nexstar Media Group, la administración de Joe Biden ha indicado que está abierta a negociar qué estadounidenses recibirán el cheque y podría permitir que estos se dirijan más directamente a las personas de bajos ingresos.

La carta agrega también: “Nuestro plan también incluye extender los beneficios federales mejorados por desempleo al nivel actual y financiar completamente su solicitud de asistencia nutricional para ayudar a las familias con dificultades” y “Compartimos su objetivo de brindar asistencia adicional para nuestras pequeñas empresas. En nuestro plan se incluyen recursos adicionales para ayudar a nuestras pequeñas empresas y sus empleados a través del exitoso Programa de Protección de Cheques de Pago y el Programa de Préstamos por Daños Económicos por Desastre”.

Los senadores escribieron: “En 2020, los miembros de la Cámara y el Senado y la administración anterior se reunieron de forma bipartidista cinco veces para dirigir los recursos del gobierno federal hacia la lucha contra la pandemia urgente del COVID-19. Cada una de estas leyes recibió el apoyo de miembros de ambos partidos políticos. Con su apoyo, creemos que el Congreso puede, una vez más, elaborar un paquete de ayuda que brindará asistencia significativa y eficaz al pueblo estadounidense y nos encaminará hacia la recuperación. Reconocemos sus llamados a la unidad y queremos trabajar de buena fe con su Administración para enfrentar los desafíos de salud, economía y ámbito social de la crisis del COVID”.

El asesor económico de Biden, Brian Deese, dijo que la Casa Blanca es “intransigente cuando se trata de la rapidez con la que se debe actuar para abordar la crisis”

Biden's top economic adviser responds to GOP letterDirector of the National Economic Council Brian Deese tells CNN's Dana Bash that they are open to ideas about economic relief for the coronavirus pandemic. #CNN #News2021-01-31T15:46:14Z

En el programa State of the Union, de la cadena CNN del domingo en la noche, el asesor económico de Biden, Brian Deese, respondió a la carta de los senadores republicanos diciendo: “Hemos recibido la carta y ciertamente la revisaremos. … Lo que diré, es que las disposiciones del plan del presidente, el Plan de Rescate Estadounidense, se medirán con base a la crisis económicas que enfrentamos”. Dijo que el plan estaba estructurado para responder, “¿cómo vamos a brindar alivio directo a las familias y las empresas que están pasando por mayores dificultades?”

Deese, el director del Centro Económico Nacional, dijo que la administración está “ciertamente abierta a recibir aportes desde cualquier lugar donde podamos encontrar una idea constructiva para hacer que este paquete sea lo más efectivo posible. Pero el presidente es intransigente cuando se trata de la velocidad con la que debemos actuar para abordar esta crisis”.

Cuando se le preguntó acerca de los cheques de estímulo en específico, Deese dijo: “Queremos llevar efectivo a los bolsillos de las familias y las empresas, que más lo necesitan. Por eso contamos con un seguro de extensión por desempleo para las personas que han perdido su trabajo por causas ajenas a su voluntad, por eso contamos con apoyo para la nutrición y el hambre, apoyo para evitar que las familias sean desalojadas de su hogar y echadas a la calle y también los cheques de $1,400″.

Deese también dijo: “Estamos abiertos a ver cómo hacer que todo el paquete sea efectivo para lograr nuestro objetivo, incluida la prestación de apoyo a las familias con niños, la concesión de créditos fiscales directos por hijos a las familias que tienen hijos y que han sido las más afectadas en esta crisis. Sin duda, ese es un lugar en el que estamos dispuestos a sentarnos y pensar en la forma de hacer que todo el paquete sea más eficaz “.

Deese agregó: “Cuando pensamos en la focalización, creemos que este plan está realmente dirigido a proporcionar dinero en efectivo a las personas que más lo necesitan”.

El apoyo de los 10 senadores republicanos permitiría que el proyecto de ley se apruebe a través de los procedimientos regulares del Senado en lugar de utilizar la conciliación presupuestaria

Los líderes del Senado, Mitch McConnell, izquierda, y Chuck Schumer

Getty ImagesLos líderes del Senado, Mitch McConnell, izquierda, y Chuck Schumer

Según The Washington Post, un proyecto de ley de alivio económico, con el compromiso con los 10 senadores republicanos permitiría que el paquete se aprobara a través de los procedimientos normales del Senado en lugar de a través del proceso de reconciliación presupuestaria. El Senado está dividido 50-50. Los demócratas tendrían suficientes votos para aprobar el paquete mediante la conciliación presupuestaria, pero necesitarían al menos 10 votos republicanos para el proceso normal.

The Post escribió: “Los demócratas planean eludir el requisito de 60 votos utilizando reglas presupuestarias especiales que permitirían que el paquete de Joe Biden se apruebe con una mayoría simple de votos. Los demócratas controlan el Senado porque la vicepresidente Harris puede emitir votos de desempate. Los asesores demócratas dijeron que la propuesta republicana no cambiaría sus planes para avanzar con el proyecto de ley de presupuesto, esta semana que prepararía para la aprobación del plan de Biden por parte del partido”.

Jared Bernstein, otro asesor económico de Biden, dijo en Fox News el domingo, que están dispuestos a negociar, pero que “el costo de la inacción es extremadamente alto … Me alegra escuchar en esta carta que están con nosotros, pero tenemos que aprender mucho más sobre eso. En este momento estamos en una posición en la que el retraso y la inacción son el enemigo. … Al pueblo estadounidense realmente le importa muy poco el proceso presupuestario, ya sea el bipartidismo de orden regular, si es obstruccionismo, si es reconciliación, necesitan una ayuda económica y la necesitan ya”.

Esta es la versión original de Heavy.com

LEER MÁS: ¿Quién es Marcus Richardson, el esposo de Abby Phillip?