Día de la Madre 2022: Poemas para mamá

Los niños juegan mientras un grupo de madres se reúne en un parque local el 13 de mayo de 2014 en Melbourne, Australia.

Getty Los niños juegan mientras un grupo de madres se reúne en un parque local el 13 de mayo de 2014 en Melbourne, Australia.

Es el mes de mayo y con el llega la jornada para que este domingo 8 de mayo, sea dedicado para celebrar el Día de la Madre ¡Feliz Día Mamitas!

Como es de tradición en esta fecha tan especial, siendo ellas merecedoras de todo el reconocimiento a su gran labor, el mejor de los regalos espera por ellas. Sin embargo, a veces las cosas no van bien, y la economía está bastante apretada para invertir en un obsequio.

Pero, hijos no se preocupen, ni se desgasten pensando en esto, no olviden que para las mamás vale más un detalle sincero, del alma, y que el mejor regalo que esperan ellas para atesorarlo el resto de sus vidas, es sin duda alguna un regalo con valor sentimental.

Como tú la veas, como te expreses de ella, el cómo la valoras, y el cómo le das las gracias por haberse dedicado a ti y la familia, son manifestaciones que una mamá jamás olvidara, y por eso a continuación te queremos sugerir diez bellos poemas para que se los dediques con todo el amor a tu bella madre.

Poemas para compartir a mamá en este día

❥ “Gracias, mamá”

“Tu vientre mi primer hogar…

Nueve largos meses para conocer mi primer amor…
El tiempo pasó tan rápido, que hoy son grandes recuerdos…
De lo que fue y sigue siendo tu amor…
Tu vientre mis primeros alimentos

Nueve largos meses para conocer mi mayor sustento…
Mis primeros pasos, mis primeras palabras, mi primer día de clases…
Un mundo nuevo…
Y tú como siempre allí presente

Mi primer hogar, mi primer amor…
Hoy después de mucho tiempo ya tengo otro hogar…
Una esposa y dos grandes hijos…

Y tú sigues siempre presente…
Como cuando di mis primeros pasos…
Como el primer día que dije mama…
Ahora mis hijos son tus hijos…
Como no te voy a querer, como no te voy a amar…
Como no voy a luchar…
Por darte una vida mejor…
Te amo, te amo, te amo mama…
– Chito Mansilla”

❥ “Madre…”

“Titulo otorgado desde el momento

de la concepción sin ninguna excepción

Madre cuando niño me recostabas a tu lado

mi mirada pretendía alcanzarte por todas partes
y cuando fui creciendo y de la vida aprendiendo

con mis torpes pasos, pero abriendo mis brazos

tu figura pretendía alcanzar, porque sabía que
lo tenía que lograr…
y entonces me abrazarías con toda el alma

y cuando el temblor del suelo o el rayo del cielo

me asustaron y mi corazón agitaron, el manto
 seguro de tus brazos me lleno de paz.

Madre abogada de mi fe

Madre consuelo de mi llanto

Madre mi canción de cuna

Madre sinónimo de bienestar

Madre siempre al pie de la cruz

Madre como la tierra

Madre como la naturaleza

Madre de pies a cabeza

Madre amor de toda una vida
Madre niñera, enfermera, compañera, maestra, costurera,
taxista, estilista, maquillista, constructora,
chef, ama de casa
Madre para golpes, torceduras y raspones
mi mejor taller de reparaciones

y hoy hojeando el libro de mi vida
encuentro en cada renglón, letra de mi madre

escribiendo mi futuro entre enmiendas y tachon
es
pero con fe y buenas intenciones
Gracias Mamá…
por dejarme ser
fruto de tu árbol de amor
Gracias Mamá…
por estar siempre conmigo
en la buenas y las malas…
Gracias Mamá…
por ser esa Flor
que siempre ha estado a mi lado
y nunca se ha marchitado…!!!
– Kerwin Méndez”.

❥ “¿Cómo no quererte mamá?”

“Cómo no quererte,
 si eres la razón de mi existencia

Cómo no quererte, 
si me guías en camino justo.
Cómo no quererte
que aprendí de tus consejos
Cómo no quererte
si diste toda tu vida por mi
Cómo no quererte
si tú eres la más grande para mi

Cómo no quererte
sí de tu bello interior
me supiste cuidar y amar
Cómo no decir
que eres mi adoración

Cómo no entregar
todo mi amor de hija a ti”

❥ “Un ángel”

“Son tus manos la ternura, 
tu regazo protección

tus palabras melodía, 
que tranquiliza mi inquieto corazón


Tu mirada que me arrulla
 y tus besos el amor,

grandes alas que sostienen,
 cual ángel que me brinda su sincero amor


Madre, ángel de mi guarda,
 dame siempre tu amor y protección
 que, en mi sueño
y pensamiento,
 yo te llevo, dulce amor.


Son tus ojos la ternura,
son tus manos mi calor 
tu sonrisa mi alegría

madre, ángel de mi corazón”.

❥ “Mi regalo para mamá”

“Le regalo a mi mamá 
una sonrisa de plata

que es la que alumbra mi cara, 
cuando la noche me tapa
Le regalo a mi mamá una caperuza roja

por contarme tantas veces 
el cuento que se me antoja
Le regalo a mi mamá
 una colonia fresquita

por no soltarme la mano
 cuando me duele la tripita
Le regalo a mi mamá
 una armadura amarilla
 que la proteja del monstruo

que espanta en mis pesadillas.
Le regalo a mi mamá
 el lenguaje de los duendes 
por entender lo que digo

cuando nadie más lo entiende.
Le regalo a mi mamá 
una chistera de mago

en la que quepan mis besos
 envueltos para regalo”.

❥ “Sólo el amor de una madre”

“Sólo el amor de una madre apoyará,

cuando todo el mundo deja de hacerlo

Sólo el amor de una madre confiará,

cuando nadie otro cree

Sólo el amor de una madre perdonará,

cuando ninguno otro entenderá

Solo el amor de una madre honrará,

no importa en qué pruebas has estado

Sólo el amor de una madre resistirá,

por cualquier tiempo de prueba

No hay ningún otro amor terrenal,

más grande que el de una madre”.

❥ “Las manos de mi madre”

“Manos las de mi madre, tan acariciadoras,

tan de seda, tan de ella, blancas y bienhechoras.

¡Sólo ellas son las santas, sólo ellas son las que aman,

las que todo prodigan y nada me reclaman!

¡Las que, por aliviarme de dudas y querellas,

me sacan las espinas y se las clavan en ellas!
Para el ardor ingrato de recónditas penas,

no hay como la frescura de esas dos azucenas.


¡Ellas cuando la vida deja mis flores mustias

son dos milagros blancos apaciguando angustias!

Y cuando del destino me acosan las maldades,

son dos alas de paz sobre mis tempestades.

Ellas son las celestes;
las milagrosas, ellas,

porque hacen que en mi sombra me florezcan estrellas.

Para el dolor, caricias; para el pesar, unción;

¡Son las únicas manos que tienen corazón!

(Rosal de rosas blancas de tersuras eternas:
aprended de blancuras en las manos maternas).

Yo que llevo en el alma las dudas escondidas,

cuando tengo las alas de la ilusión caídas,

Las manos maternales aquí en mi pecho son

como dos alas quietas sobre mi corazón!

¡Las manos de mi madre saben borrar tristezas!

¡Las manos de mi madre perfuman con terneza!”

❥ “No hay amor en el mundo, como el de mi madre”

“Es asombroso e increíble el amor de mi Madre.

El Amor de mi Madre es el más grande del universo.

Es el único verdadero, sincero y sin final.

Es el único sin condiciones, sin peros, ni intereses.

El único que sobrevive al tiempo, a la distancia y que no lo mata el desprecio, ni el olvido.

Así de grande, es el amor de mi Madre.

Como ese no hay ninguno y nunca lo habrá.

Mi Madre me quiere a mí, más que a ella misma.

Mi Madre piensa en mí, más que lo que hago yo.

Mi Madre se preocupa por mí tanto, que a veces hasta es insoportable.


Mi Madre no es feliz si yo no lo soy y si estoy triste, ella lo sufre más que yo.

Si tuviera que dar su vida por mí, sé que lo haría, sin pensarlo, ni dudarlo, así de grande es su amor.

El amor de una Madre es grandioso, es incomparable, inmenso e infinito, pero al mismo tiempo es triste e incomprendido.

Triste, porque a veces no podemos pensar, que pueda existir un amor así.
Incomprendido, porque a veces no podemos entender que detrás de una pelea o un regaño, se esconde el amor más grande del mundo, un amor ciego e incondicional.

Mi Madre hoy no está aquí conmigo, está en otro lugar bien lejos, donde nunca la podré ver, nunca más.
Pero sé que allí donde está, aun me sigue queriendo con todas sus fuerzas y con todo su inmenso amor, el único verdadero, sincero y sin final”.

❥ “Poema a la madre – Julio Jaramillo”

“Mi madre es un poema
de blanca cabellera,

que tiene a flor de labios
un gesto de perdón.
Cuando tras larga ausencia regreso

ella me espera, 
me abraza como a un niño, 
me besa con pasión.

Mi madre es pequeñita

igual que una violeta,

lo dulce está en su alma,

el llanto en el adiós.

Es dueña de mis sueños,

aunque no soy poeta,

los versos a mi madre

me los inspira Dios.

Que linda que es mi madre

que suerte es tenerla y

que dichoso al verla

feliz en el hogar.

Radiante de alegría

al lado de sus hijos

cuidando sus nietitos

que santa que es mi madre,

Bendícela, si, bendícela, Señor.

Mi madre es una rosa
 de pétalos ajados

que guarda su perfume

muy junto al corazón.

Viviendo nuestra angustia

no sé lo que ha llorado

por eso al mencionarla

me embargo de emoción.

Mi madre es como un cromo

de mágica paleta

Canción dolor ternura

de todo hay en su voz.
Es dueña de mis sueños,

aunque no soy poeta,

los versos a mi madre

me los inspira Dios.
Que linda que es mi madre

que suerte es tenerla y

que dichoso al verla

feliz en el hogar”.

❥ “Poema para mamá “

“Querida madre solo quiero decirte,

que eres la mujer más especial.

Y que, aunque nadie lo entienda,
 tu amor es el único de verdad.


Siempre me has consolado,
 y me has llenado de calma.

Por eso hoy quiero regalarte,
 un poema para tu alma.


Y con esto me despido con la más grande emoción,
 esperando que mis palabras
te lleguen al corazón”.

LEER MÁS: EE.UU. restringe uso de vacuna contra el COVID de Johnson & Johnson por trombos

Comenta Aquí
Suscribir
Notificar de
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
0
Me encantaría conocer su opinión, comentax
()
x