Mueren tres policías en Puerto Rico: ¿Cómo murieron?

Policia de Puerto Rico

Getty Images Policia de Puerto Rico

Puerto Rico llora. En la tarde del lunes 11 de enero, frente a una intervención vehicular por parte de la policía sobre la expreso PR-26, Avenida Baldorioty de Castro, en dirección a San Juan, cerca del Hotel Embassy Suites, dos uniformados miembros de la Policía Municipal de Carolina y el agente estatal Luis Marrero Díaz perdieron la vida tras ser atacados a bala por los ocupantes de uno de los autos involucrados en el hecho.

Según el Negociado de la Policía, en el ataque también uno de los policías estatales habría sido atropellado por uno de los autos, así como declararon que un cuarto agente de la policía había sido herido luego de recibir un disparo de bala en su pierna. Y el cual en estos momentos presenta una condición de salud estable.

¿Cómo ocurrieron los hechos?

El tiroteo se desencadenó luego de que se presentara un choque entre varios carros en la localidad vecina de Carolina, frente al Condominio Mundo Feliz, en donde los agentes policiales se presentaron para mediar en el inconveniente ocasionados por el accidente automovilístico y realizar la respectiva diligencia vehicular, pero uno los ocupantes de un carro modelo Hyundai Accent, color blanco del año 2003 emprendió fuego contra los policías municipales y estatales presentándose un intercambio de disparos, que dejó el saldo de tres policías fallecidos y un cuarto agente, herido de gravedad.

Los heridos fueron transportados al Hospital Centro Médico de Rio Piedras y al Hospital Ashford de Condado, donde posteriormente las autoridades médicas confirmaron y comunicaron a la prensa el fallecimiento de dos de los policías municipales y de la del agente estatal.

Debido a este hecho, el Alcalde de Carolina, en un comunicado publicado en Twitter ordenó ondear las banderas del municipio a media asta.

Ante el fallecimiento de un policía estatal y un dos municipales de Carolina, el alcalde de la ciudad, Miguel Romero Lugo, ordenó que las banderas de dicho municipio y sus dependencias ondeen a media asta por un periodo de tres días.

Tras los acontecimientos se inició una intensa búsqueda para dar con el paradero del sospechoso del crimen de quien se dice habría tomado su auto desde el residencial Luis Llorens Torres, donde agentes realizaron una intensa búsqueda.

Así mismo, se dice en información no confirmada que uno de los atacantes habría fingido su muerte para huir del sitio.

El gobernador Pedro Pierluisi se pronunció frente a este crimen y aseguro que sostuvo una conversación con el Comisionado del Negociado de la Policía, Antonio López Figueroa, y con el Secretario de Seguridad Pública, Alexis Torres, “ante la tragedia de hoy en la que fallecieron tres valientes policías en el cumplimiento del deber”.

“Se llevará a cabo la investigación para identificar a los culpables y que se les juzgue con todo el peso de la ley”, escribió el primer ejecutivo.

Por su parte el alcalde de Carolina, José Aponte Dalmau, emitió declaraciones escritas lamentando la pérdida de los agentes. Al ser enviadas, se conocía de solo dos de los tres fallecimientos.
A continuación, el comunicado:

“Saber que uno de nuestros policías municipales y otro de la Policía Estatal de Carolina hayan perdido sus vidas víctimas del crimen y que, en el altercado, otros policías municipales y estatales hayan resultado gravemente heridos durante el cumplimiento de su deber, es la noticia más triste que he recibido en mucho tiempo.

Me duele que estos servidores públicos, hayan defendido con su vida nuestra ciudad. Todos los policías en Carolina trabajan en equipo en la lucha contra la criminalidad y ahora tenemos un motivo más, para no menguar nuestros esfuerzos. Les aseguro que no vamos a descansar hasta que logremos arrestar y enjuiciar a los criminales responsables de este despreciable acto.
 
Hoy me reitero de forma firme y contundente que seguiremos trabajando día y noche para alcanzar la paz y la seguridad que todos merecemos tener.
 
Mis más sinceras condolencias para la familia de estos héroes que dieron su vida en el cumplimiento del deber y mis oraciones están dirigidas para que el Dios Misericordioso obre en favor de la salud de los otros policías afectados.

Por estos hechos tan lamentables, el gobierno de Puerto Rico en un comunicado difundido este martes, ha decretado tres días de duelo en donde las banderas ondearan a media asta en memoria del policía estatal Luis Marrero Díaz, y los oficiales municipales Luis Salamán Conde y Eliezer Hernández Cartagena.

“He decretado tres días de duelo en memoria y honor de nuestros valientes policías que perdieron su vida. A todos sus familiares, mi solidaridad y mis oraciones para que tengan la fortaleza y el consuelo que necesitan en estos momentos tan duros. Nuestro pueblo entero llora la partida de Luis Marrero, Luis Salamán y Eliezer Hernández”, agregó Pierluisi.

De otro lado el secretario del Departamento de Seguridad Pública (DSP), Alexis Torres, aseguró que llevará hasta las últimas consecuencias, a “la persona responsable” de causar la muerte de estos tres agentes, tanto del Negociado de la Policía, como de la Policía Municipal de Carolina.

“Al pueblo de Puerto Rico, reitero el compromiso de investigar estos hechos y llevar a la persona responsable hasta las últimas consecuencias”, dijo Torres en declaraciones escritas en la cuenta de Facebook del DSP.

Finalmente, el Departamento de Justicia anunció que el Ministerio Público asignó un total de 7 fiscales para atender la escena, pues es muy compleja y extensa. Estos funcionarios están trabajando de la mano con el Negociado de Ciencias Forenses, los agentes de la Policía y los Agentes del Negociado de Investigaciones Federales, conocido por sus siglas en inglés FBI.

LEER MÁS: Cirujano plástico de Beverly Hills muere de COVID-19