Científica despedida en la Florida muestra que hay 8,000 casos adicionales que el estado no está reportando

Go Fund Me Rebekah Jones

La científica Rebekah Jones construyó el tablero COVID-19 del Departamento de la Salud de la Florida antes de ser despedida en mayo, acusada de insubordinación cuando, según ella, se negó a manipular los datos de casos COVID-19 que se hicieron públicos en el sitio web de la agencia.

Pero Jones continúa apoyando su ciencia, reconstruyendo incluso su propio sitio web COVID-19, modelado tras el que construyó para el Departamento de la Salud (DOH, por sus siglas en ingles) de la Florida. Jones le dijo a la revista Time que se dio cuenta que debía construir otro tablero COVID-19 con la información que estaba siendo retenida por el DOH.

“Es una pandemia; es una crisis de salud pública y el acceso a cualquier dato que tengamos es fundamental para entender lo que ha sucedido y a partir de ese modelo lo que podría suceder”, dijo.

Ahora los floridanos pueden elegir entre dos paneles COVID-19 y hay una discrepancia de 8,000 casos entre ellos.
Heavy (página hermana de Ahora Mismo) se puso en contacto con el Departamento de la Salud de la Florida y Jones para tratar de entender por qué hay una diferencia tan grande en el número de casos COVID-19 que se reportan en el estado.

El Departamento de la Salud dice que los números de Jones son inválidos mientras que Jones dice que usa la misma técnica e información que ellos, ya que fue ella quién construyó el tablero COVID-19 en primer lugar

Departamento de la Salud de la Florida / El Tablero de Coronavirus de la Comunidad de la FloridaFotos lado a lado de los dos tableros COVID-19 de Florida el 16 de junio. El de la izquierda son los números mostrados al público por el Departamento de la Salud. El de la derecha muestra los datos compilados por Rebekah Jones, quien fue despedida por el Departamento de la Salud por “insubordinación”.


El gobernador de Florida, Ron DeSantis, dijo que Jones fue despedida por el DOH: “Lo que estaba haciendo era subiendo datos en el portal que los científicos creían no eran datos válidos”, según Time.

El Departamento de la Salud acusa a Jones de usar información inválida o sin fundamento. Pero Jones niega categóricamente las acusaciones de que su trabajo no se basa en la ciencia.

Alberto Moscoso, el Director de Comunicaciones del Departamento de la Salud de la Florida le dijo a Heavy en un correo electrónico: “el tablero de Rebekah Jones agrega conjuntos dispares de datos sin considerar muchas de las pautas importantes utilizadas por los epidemiólogos para llegar a sus conclusiones”.
Jones le dijo a Heavy que eso no es cierto, escribiendo en un correo electrónico, “Yo misma reuní y procese todos esos conjuntos de datos en DOH, así que si alguien entiende qué usar y cómo usarlo, sería yo”.

El Departamento de la Salud también señala que ellos utilizan fuentes oficiales para agregar sus números que Jones no utiliza, agregando: “El tablero de Rebekah Jones obtiene gran parte de sus datos directamente del panel del Departamento. El resto es auto-informado o derivado de fuentes no oficiales.”

Jones dice que esto también es falso, escribiendo sobre su nuevo tablero COVID-19: “Todos los datos para FCA se copian directamente de los informes PDF que DOH publica en su propio sitio web todos los días. Los datos del hospital son los datos directos de la Agencia para la Administración del Cuidado de la Salud (AHCA, por sus siglas en ingles), que es la fuente autorizada del estado para la información del caso. No hay datos en el panel sobre casos, muertes, hospitalizaciones o resultados de pruebas que no provengan directamente de la propia DOH”.

Jones dijo que la acusación de Moscoso de que su información es “auto-reportada o derivada de fuentes no oficiales” es demostrablemente falsa y difamatoria”.

Las pruebas de anticuerpo no son contadas por el Departamento de la Salud en su recuento total de casos, pero Jones incluye esos números en su recuento general

GettyLa enfermera registrada, Barbara Davis, le extrae sangre a los residentes para una prueba de anticuerpos para el coronavirus, también conocida como la prueba de serología, el 16 de junio de 2020 en Washington, DC. Las pruebas de serología están destinadas a personas que actualmente no muestran síntomas de COVID-19, pero quieren saber si estuvieron expuestas previamente al virus.

La razón del aumento sustancial en el número de casos reportados por Jones es que Jones incluye pruebas positivas de anticuerpos en su condado de casos total, que muestran si la persona tuvo COVID-19 recientemente. Con las pruebas de anticuerpos incluidas, el recuento positivo de casos se infla a 8,000 casos en los recuentos actuales.

El Departamento de la Salud sostiene que las pruebas de anticuerpos no son confiables. Según Moscoso:

Las pruebas de anticuerpos no suelen utilizarse ni se consideran eficaces para el diagnóstico de casos de COVID-19… En muchos casos, las personas que dan positivo por anticuerpos se les da posteriormente una prueba diagnóstica para confirmar que son de hecho COVID-19 positivos. El panel RJ no reconoce a las personas que han recibido ambas pruebas. Esto da como resultado el doble recuento de muchos casos y un recuento total de casos artificialmente elevado.

Jones dijo: “Proporcionar datos sobre cuántas personas recibieron pruebas moleculares, de anticuerpos o ambas es fundamental para comprender la propagación del virus en nuestras comunidades. También – el hecho de que una persona que dio positivo para anticuerpos “puede posteriormente” convertirse en un caso no niega los resultados de la prueba de anticuerpos. Todos estos problemas podrían resolverse si DOH acaba de publicar los datos.”

El Departamento de la Salud proporciona información sobre las pruebas de anticuerpos en su sitio web COVID-19, que se actualiza todos los viernes. Pero en cuanto a si las personas son o no examinadas por COVID-19 después de una prueba de anticuerpos positiva, lo cuál según el Departamento de la Salud podría conducir a un “doble conteo”, Jones dice, “DOH no proporciona ningún dato o información que demuestre que hay pruebas cruzadas entre los casos y las pruebas de anticuerpos, y, de hecho, ha declarado previamente que eliminaron los casos de los totales de anticuerpos”.

“Si es tan poco confiable, ¿por qué publican los resultados?” Jones dijo.

Jones dice que utiliza los resultados de la prueba de anticuerpos en el número principal que informa de todos los casos de COVID. No los incluye en otros aspectos de los datos de su sitio.

“Solo uso datos del DOH para casos de cálculo de hospitalizaciones/índice y muertes/índice”, dijo Jones a Heavy. “También proporciono el recuento de casos DOH de nuevo en la página de pruebas en la columna izquierda, y los datos de las pruebas de anticuerpos se distinguen claramente y se separan en la próxima columna.

Esencialmente, mientras que los casos están incluidos en el número rojo etiquetado, “Todas personas positivas desde el 1 de marzo de 2020”, si vas a la lengüeta de pruebas los resultados de las pruebas COVID-19 se enumeran por separado de los resultados de las pruebas de anticuerpos.

Según los CDC, no se deben utilizar pruebas de anticuerpos para diagnosticar el virus. Eso es porque podrías tener COVID-19 pero los anticuerpos se acumulan con el tiempo y no aparecen hasta más tarde. Sin embargo, pueden ayudar a medir los casos que no fueron capturados mientras la persona estuvo infectada.

Jones dijo:

La preocupación por las pruebas de anticuerpos nunca ha sido que haya una tasa masiva de falsos positivos. De hecho, todo lo contrario es cierto – es mucho más probable que obtengas un falso negativo o que la prueba falle que recibir un falso positivo. La preocupación siempre ha sido que las personas reciban una prueba de anticuerpos positiva y asuman que están recuperadas, inmunes o incapaces de propagar el virus, y que se comportarán de manera diferente bajo esas suposiciones. La prueba es bastante confiable para detectar la presencia del virus en la persona, no para determinar si están a salvo de enfermarse o no propagarlo.

El tablero COVID-19 de Jones muestra que solo 1 condado en la Florida cumple con los estándares para la siguiente fase de reapertura

El Departamento de la Salud de Florida Mapa de los condados de la Florida

El panel de Jones incluye varias lengüetas que el Departamento de la Salud no tiene. Indica cuántas camas disponibles hay en las unidades de cuidados intensivos en hospitales individuales. Le asigna calificaciones a las pautas de distanciamiento social a los condados de la Florida. Indica el porcentaje de desempleo de cada condado en el estado, y qué condados están cumpliendo con los criterios para pasar a su siguiente fase de reapertura.

Según el sitio, sólo un condado de 68 cumple con los criterios, y ese es el condado de Liberty en la frontera. Los criterios para pasar a la siguiente fase de reapertura es una disminución de dos semanas en las visitas a Urgencias por síntomas COVID o similares a la gripe y una disminución de casos al final de cada período de dos semanas.

Heavy se puso en contacto con la oficina del gobernador DeSantis para ver cuál es su plan de acción, ya que los casos en la Florida han ido en aumento. El 15 de junio, el DOH reportó 2,783 casos positivos, el mayor número de casos positivos jamás reportados en un día.

El gobernador aún no ha respondido.

Jones tiene una página GoFundMe que dice, ‘Florida merece un tablero basado en la comunidad que no oculta ni manipule los números

Dado que Jones está desempleada, pero mantiene el sitio web con la ayuda de voluntarios, está aceptando donaciones. Su página de GoFundMe ha obtenido más de $165,000 de casi 4,000 donantes de la Florida y otros lugares, todos agradeciéndole su trabajo.

Personas que le han donado al sitio han dejado mensajes como:

“Este es un problema de salud muy importante y la transparencia es tan importante como la vida o la muerte”.

“Gracias por lo que estás haciendo Rebekah. Esta información trata sobre la salud, no sobre la política, y pertenece al público, no al gobierno”.

“Porque realmente aprecio la transparencia y la información detallada que proporcionas; especialmente la información de las camas del hospital. ¡Gracias por tu servicio!”

Jones le dijo a MSNBC que su sitio “ya ha recibido millones de visitas. El apoyo de la comunidad ha sido tan increíble. Y para mí realmente impactante porque ni siquiera pensé que a nadie le importaría si hiciera algo así y me parece impactante lo solidario que han sido todos”.

En cuanto a lo que los funcionarios del estado de la Florida pueden pensar sobre Jones usando las destrezas que usó trabajando para ellos para construir un sitio web competidor, ella dijo: “Realmente no creo que estén en posición de tener una reacción después de que, ya sabes, me despidieron por negarme a hacer algo malo, y luego públicamente me difamaron y desde entonces han estado más tranquilos al respecto. Por suerte, ahora soy un ciudadano privado. Es información pública. No hay ninguna posición que puedan tener al yo rehacer esto”.

Moscoso dijo sobre el tablero de control del Departamento de la Salud COVID-19: “el objetivo del Departamento siempre ha sido proporcionar información precisa y confirmada con respecto a COVID-19 en la Florida de la manera más rápida posible. Seguiremos empleando únicamente fuentes oficiales de información, asegurando que nuestros recursos en línea sean los más factuales y actualizados disponibles”.
Esta es la versión original de Heavy.com