Amenazan a la esposa del cantante Nacho cuando este viajó a Venezuela

Amenazan a la esposa de Nacho, Inger Devera

Getty El cantante Nacho en las calles de Venezuela luchando por su patria.

El cantante venezolano Nacho llegó contento a su tierra pero luego esposa Inger Devera recibe un preocupante mensaje en sus redes. “Maldita….perra de mierda, malditos sean tus hijos, tu madre y la perra del madre de Nacho”, decía el mensaje enviado por AlexisBenitez62.

Nacho le tomó una foto y lo publicó en su cuenta de Instagram con el siguiente mensaje: “Mensaje de un “paisanito” a mi esposa gracias a mi viaje a Venezuela. ¿Es esto lo que somos? ¿Es eso lo que queremos? ¿Es eso lo que nos define como sociedad? ¿o es esto lo primero que debemos cambiar? Lo siento pero ni mi familia ni yo seremos parte de esto. Yo quiero un mejor país y el cambio comienza en nuestros corazones. No le debo nada a nadie y todo lo que tengo me lo he sudado y eso que me he sudado lo voy a compartir con mi gente. De todo corazón, si les gusta bien, si no, los invito a no seguirme. Gracias”.

Muchos de sus seguidores le enviaron mensajes de apoyo. Uno dijo que esa “gente es toxica y negativa y por eso el país [Venezuela] esta como esta”. Oro le escribió: “Si supiera el daño que se hace esa misma persona, porque todas las maldiciones caen sobre la persona que lo dice y desea el mal para otras personas..! Dios te bendiga nacho”.

Luego el interprete envió otro mensaje tras decidir regresar a Miami para estar junto con su familia. “Me despido con un sentimiento extraño, con el ánimo en el limbo”, escribió el cantante en su Instagram. “El odio se ha apoderado. La ceguera del radicalismo es abrumadora y esta vez me llevo la golpiza de parte de quienes supuestamente comparten mi posición política. Va a ser muy difícil para mí regresar a mi tierra bajo sus circunstancias a pesar de haber ganado el respeto, gracias a mi firmeza, de políticos que han recibido mis más intensas críticas, entiendan bien: no liguen respeto con compartir inclinaciones o ideales. Mis amigos gays nunca han intentado volverme homosexual, los ateos nunca han logrado desviar mi creencia en Dios y así mismo los chavistas jamás han hecho que deje de oponerme al gobierno venezolano, eso sí, es posible que en mi encuentren a un detractor pero jamás a un enemigo. Quizás debí oír los consejos de quienes me dijeron que no me arriesgara. Estuve atento en cuidarme de una parte y me atacó la otra. Tengo unos hijos bellos y una esposa que me necesitan, mi vida es lo suficientemente bonita como para sumarle energías turbias. Espero que los problemas del país se solucionen y SÍ CREO QUE NECESITAMOS UN CAMBIO DE GOBIERNO (es mi convicción) pero también creo que necesitamos con más urgencia un cambio de alma y de espíritu. Tocará encontrar a mi patria en otras patrias. La vida es una sola y por mucho amor que sienta por mi gente, si me pusieran a decidir entre salvar a cien personas o salvar a mi familia, como humano que soy, salvo a mi familia. No me hace falta dinero, gracias a mi trabajo tengo bastante para vivir. No tengo ni he tenido problemas en USA porque no he sido, ni soy ni seré ningún oportunista de gobiernos u oposiciones y por mucho que intenten empañar mi reputación jamás encontrarán nada que me ligue a actos delictivos o a utilización de capital nacional para intereses personales. Vivo en Miami tranquilo y mis vecinos me ven en la calle con mis hijos y mi esposa haciendo mercado, llevándolos al colegio, yendo a hacer deportes, para ellos no soy una polémica ni una noticia y la verdad, a estas alturas, creo que estoy pasando por alto mi bendición. Ojalá, algún día todo mejore para ustedes. Por ahora prefiero no saber mucho más. Dios los bendiga”.

View this post on Instagram

Me despido con un sentimiento extraño, con el ánimo en el limbo. El odio se ha apoderado. La ceguera del radicalismo es abrumadora y esta vez me llevo la golpiza de parte de quienes supuestamente comparten mi posición política. Va a ser muy difícil para mí regresar a mi tierra bajo sus circunstancias a pesar de haber ganado el respeto, gracias a mi firmeza, de políticos que han recibido mis más intensas críticas, entiendan bien: no liguen respeto con compartir inclinaciones o ideales. Mis amigos gays nunca han intentado volverme homosexual, los ateos nunca han logrado desviar mi creencia en Dios y así mismo los chavistas jamás han hecho que deje de oponerme al gobierno venezolano, eso sí, es posible que en mi encuentren a un detractor pero jamás a un enemigo. Quizás debí oír los consejos de quienes me dijeron que no me arriesgara. Estuve atento en cuidarme de una parte y me atacó la otra. Tengo unos hijos bellos y una esposa que me necesitan, mi vida es lo suficientemente bonita como para sumarle energías turbias. Espero que los problemas del país se solucionen y SÍ CREO QUE NECESITAMOS UN CAMBIO DE GOBIERNO (es mi convicción) pero también creo que necesitamos con más urgencia un cambio de alma y de espíritu. Tocará encontrar a mi patria en otras patrias. La vida es una sola y por mucho amor que sienta por mi gente, si me pusieran a decidir entre salvar a cien personas o salvar a mi familia, como humano que soy, salvo a mi familia. No me hace falta dinero, gracias a mi trabajo tengo bastante para vivir. No tengo ni he tenido problemas en USA porque no he sido, ni soy ni seré ningún oportunista de gobiernos u oposiciones y por mucho que intenten empañar mi reputación jamás encontrarán nada que me ligue a actos delictivos o a utilización de capital nacional para intereses personales. Vivo en Miami tranquilo y mis vecinos me ven en la calle con mis hijos y mi esposa haciendo mercado, llevándolos al colegio, yendo a hacer deportes, para ellos no soy una polémica ni una noticia y la verdad, a estas alturas, creo que estoy pasando por alto mi bendición. Ojalá, algún día todo mejore para ustedes. Por ahora prefiero no saber mucho más. Dios los bendiga.

A post shared by Nacho "Miguelito" Mendoza (@nacho) on

Cabe recordar que el 2016, Nacho recibió amenazas de muerte. El venezolano sentía la responsabilidad por ser una celebridad de alzar la voz en nombre de los 30 millones de venezolanos, y así lo hizo en la Asamblea Nacional en 2016. Sin embargo, sus críticas al gobierno de Nicolás Maduro le valieron una serie de amenazas, tanto a él como a sus seres queridos, que le dejaron bastante atemorizado.

Nacho decidió mudarse a Estados Unidos con sus hijos y esposa. También sacó de Venezuela a su hermano y sobrinos para que vivan tranquilos.